Azúcar en acción

Con V de Verano y Vacaciones

Edgar García Márquez

Tiene 47 años de edad y nueve viviendo  con diabetes tipo 2. Estudió Ingeniería en Computación  en la UNAM. Es representante de México en el equipo internacional de atletas DiabeSport.

H

ola, amigo lector, se aproximan las vacaciones las cuales son para divertirse, relajarse, en mi caso para entrenar con constancia y dedicación para el Maratón que voy a correr en agosto. Si bien el periodo vacacional debe ser para olvidarnos de lo rutinario de nuestro trabajo y/o la escuela, también debes considerar un aspecto fundamental en tu vida: el descanso. Así que en este verano, también se entrena… ¡descansando!

Si bien cada organismo es distinto y, dependiendo de la edad que tengas, existen recomendaciones generales que dictan que se debe dormir al menos entre seis y ocho horas por noche. Durante este periodo se suscitan muchos procesos:

  • Aumenta la melatonina, un poderoso antioxidante que ayuda a la conservación de nuestras células.
  • Aumenta la segregación de la hormona del crecimiento, la cual forma y repara músculo y hace que disminuye la grasa cuando nos ejercitamos de manera adecuada.
  • Fortalece el sistema inmunológico, somos más resistentes a enfermedades comunes y no nos va tan mal con aquéllas un poco más delicadas de tratar.
  • Reduce los niveles de cortisol, lo que nos mantendrá con menos estrés.
  • Aumenta la energía y la vitalidad, al tener un cuerpo recuperado y descansado, rendimos de mucho mejor manera día con día, esto se vuelve un círculo virtuoso.
  • Disminuye la resistencia a la insulina y se reduce peso, un aspecto sumamente importante para quienes vivimos con diabetes.

Está comprobado que dormir menos es: comer más, aumentar de peso, se puede presentar dislipidemia, tener pereza y agotamiento en el día, ser más hostil e irritable. ¡Necesitamos descansar!

Para mejorar nuestro hábito de descanso y para mejorar la calidad de nuestro sueño se recomienda dormir a oscuras, en silencio; al menos 20 o 30 minutos antes de acostarte no veas tu tablet, celular o TV; define tus horarios de descanso y respétalos, ayuda leer un poco (evita que sean noticias o cosas desagradables) y seguramente tú conoces algún otro truco para caer en los brazos de Morfeo.

Sin importar si te quedas en la ciudad en la que vives o sales a algún destino turístico (playa, montaña, bosque, selva, etcétera) considera que debes descansar, después de todo, tener vacaciones es para salir de lo cotidiano y repetitivo de nuestras obligaciones laborales y/o escolares, pero sin importar dónde y qué hagamos, el descanso es fundamental.

Toda disciplina deportiva exige al menos un día de descanso total y absoluto para que el cuerpo se repare y asimile lo entrenado, así que además de respetar mis siete horas en promedio que duermo, los viernes no entreno. Si salgo de paseo lo aplico de igual manera.

Las vacaciones son sinónimo de diversión, alegría, aprendizaje,  de conocer lugares y gente, si somos intrépidos vivimos situaciones cargadas de adrenalina y un largo etcétera de lo que puede acontecer en unas buenas y merecidas vacaciones, que además ¡está bien!, pero siempre debemos tener en mente que cuidar nuestro cuerpo es obligatorio sí o sí, así que no te olvides de descansar adecuadamente para que tus vacaciones sean satisfactorias todo el tiempo y mantengas estable el control de tus niveles de glucosa.. Agradezco tu confianza y tiempo de lectura, un gran abrazo, a tus órdenes en eddygame@hotmail.com, en twitter: @Eddy_IcingRoads

Nos seguimos viendo donde siempre… ¡En La Meta!

Artículos Relacionados

Déjanos un Comentario