Estudios indispensables para el control

Dra ED María del Mar Aguirre Salmones / Médico especialista en Obesidad y Comorbilidades / Vocera de la Federación Mexciana de Diabetes, A.C. / Céd Prof: 5473732

Cuando una persona vive con diabetes es habitual que quiera saber cómo están sus niveles de glucosa de manera constante mediante un glucómetro convencional. Es importante señalar que el automonitoreo y la medición de la hemoglobina glucosilada (promedio de los niveles de glucosa en sangre de los útimos 3 meses) son importantes para mantener en control la diabetes; resulta muy reconfortante ver cómo se alcanzan las metas de control establecidas por el médico.

La glucosa es un excelente indicador de cómo va la diabetes, pero ¿es el único parámetro del cual hay que estar pendientes? La respuesta es, no.

Sí, es de los más importantes para conocer el control de la diabetes, pero es importante estar al pendiente de algunos otros parámetros que se deben revisar de manera constante y deben ser valorados por un médico.

La biometría hemática completa es un estudio de sangre que resulta de mucha utilidad, ya que nos muestra cómo se encuentran las células de nuestra sangre (glóbulos rojos, blancos y plaquetas). Además nos puede arrojar datos que nos digan si existe alguna infección o anemia. Estos niveles se deben medir al menos una vez al año y en caso de arrojar algún dato en parámetors anormales, el médico indicará el tratamiento oportuno para corregirlos.

Otra valoración importante que se debe realizar periódicamente es el perfil de lípidos, ya que nos puede mostrar si los niveles de las grasas en sangre  (colesterol, triglicéridos) están fuera de rango. Dicha anomalía muchas veces no presenta síntomas, por lo tanto vale la pena examinarse al menos un par de veces al año.

Las personas que viven con diabetes deben poner especial atención en  mantener en control no sólo los niveles de glucosa, sino también sus niveles de lípidos, colesterol y triglicéridos; de esta manera podrán evitar complicaciones futuras como el daño en los riñones y su funcionamiento. Se recomienda realizar un examen general de orina para medir proteínas en la orina, así como una determinación de creatinina en la sangre para una tasa de filtración glomerular (análisis de sangre que evalúa el funcionamiento los riñones) estimada; se deben realizar por lo menos una vez al año (o más si es que hubiera alguna alteración), la frecuencia deberá determinarla el médico de tratante.

Todos estos parámetros los podrá evaluar el médico que lleva el control de su diabetes; sin embargo, en ocasiones será necesario que lo refieran con algún especialista (endocrinólogo(a), internista, nefrolológo(a), entre otros).

Es vital que se acuda por lo menos una vez al año con el(la) oftalmólogo(a) para que se revise el funcionamiento de tus ojos, pues la diabetes puede alterar tu visión.
¡No lo olvides! Cuida todo el funcionamiento de tu cuerpo, de esta manera será más sencillo el control de la diabetes, tendrás un bienestar completo y evitarás complicaciones futuras.
Referencias:

International Diabetes Federation:  idf.or

American Kidney Fund: kidneyfund.org

Artículos Relacionados

Déjanos un Comentario