MENOPAUSIA Y ANDROPAUSIA

Dr Fermín Avendaño Álvarez / Médico Cirujano – Especialidad en Obesidad y Comorbilidades / Céd Prof: 11543676 / fermin.ave.alv@gmail.com

La menopausia es un periodo natural de la mujer caracterizado por ausencia de la menstruación al menos durante un año, esto debido a que existe una disminución en la fabricación de hormonas (estrógenos) por parte de los ovarios, generalmente ocurre alrededor de los 45 a 55 años. Está precedido por una etapa en la que las mujeres presentan ciclos menstruales irregulares denominado perimenopausia.

Los síntomas más frecuentes son a nivel circulatorio, emocional y genitourinario, es decir: bochornos, sudoración nocturna, palpitaciones, dolores de cabeza, insomnio, nerviosismo, irritabilidad, cambios en el estado de ánimo, baja motivación o menor energía, pérdida del apetito sexual y resequedad vaginal.

En el hombre sucede algo muy similar a la menopausia denominado síndrome de deficiencia de testosterona o más comúnmente conocido como andropausia, no existen signos claros como la desaparición de la menstruación en la mujer; sin embargo también ocurre una disminución en la producción de hormonas (testosterona). Estos cambios se ven reflejados entre los 40 y 55 años, los síntomas más comunes incluyen disfunción y pérdida del interés sexual, cambios de humor, irritabilidad, baja concentración, disminución de la fuerza física, así como poco interés por la realización de actividades de la vida cotidiana, lo que puede generar problemas de ansiedad o depresión.

En este sentido no es posible señalar como bueno o malo, pues ambas situaciones forman parte de una etapa natural de envejecimiento tanto de la mujer como del hombre, a pesar de ser algo natural existe una afectación en la calidad de vida cuando se presenta. Es importante mencionar que los síntomas se relacionan con factores biológicos, psicológicos y socioculturales por lo que esta realidad es distinta en cada persona.

Ahora bien ¿Qué relación tiene la menopausia o andropausia con la diabetes? Los estrógenos y la testosterona ( fabricado por los ovarios y testículos respectivamente) juegan un papel muy importante en la regulación de la glucosa que pueden generar un descontrol metabólico al existir un déficit de estas sustancias, aunado a esto existe un aumento en el depósito de grasa a nivel abdominal, pérdida de masa muscular, alteración en el metabolismo de los lípidos (sobre todo colesterol y triglicéridos) por lo cual aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares, la persona se vuelve más vulnerable al desarrollo de osteoporosis e infecciones de vías urinarias.

La prevención y el autocuidado pueden ser soluciones efectivas y aceptables. Recuerda que todos en algún momento vamos a envejecer, pero depende de cada persona la forma de afrontar las cosas, tener una buena expectativa de vida y con ello disfrutar de los seres queridos.

¡Así que sonríe y disfruta de la vida! Vivir con diabetes no implica renunciar a tus proyectos.

REFERENCIAS:

Ko SH, Kim HS. Menopause-associated lipid metabolic disorders and foods beneficial for postmenopausal women. Nutrients. 2020;12(1):1-25.

Fukui M, Tanaka M, Toda H, Okada H, Ohnishi M, Mogami S, et al. Andropausal symptoms in men with Type 2 diabetes. Diabetic Medicine. 2012;29(8):1036–1042.

Artículos Relacionados

Déjanos un Comentario